domingo, 5 de diciembre de 2010

Wikileaks… y la guerra inició


Cartón de Casimiro López:
Exposición.

Mis dos centavos

Wikileaks… y la guerra inició

Argel Ríos
Patriotismo: Basura combustible dispuesta a
arder para iluminar el nombre de cualquier ambicioso.

Las filtraciones de Wikileaks, pusieron en jaque no sólo al gobierno de los Estados Unidos, por los diversos y coloridos cables de espionaje internacional, sino a aquellos países que se vieron inmersos en esta polémica de grandes proporciones.
Putin, autoritario y machista / Las fiestas salvajes de Berlusconi /  Estrecho seguimiento de Sarkozy / Los movimientos para bloquear a Irán / El juego en torno a China / Los esfuerzos para aislar a Chávez, fueron tan solo algunos de los encabezados que el periódico El País, publicó para iniciar con el llamado Cablegate.
Desde sus inicios Wikileaks, ha sido la gran piedra en el zapato del gobierno estadounidense, donde con la información sobre las vejaciones en la guerra contra Irak y Afganistán, dejó mal parado al país de las hamburguesas y hot dogs.
Filtraciones que los mismos gringos supieron sortear con ese gran imperio que mantienen en el manejo de la información, pues poco eco tuvo y quienes lo difundieron, les bastó con un una nota sencilla.
A pesar de ello, Estados Unidos, siguió investigando al presidente de Wikileaks, Julian Assange, a tal grado de acusarlo de violación y que ahora viva a salto de mata, como forastero de película, por las diversas órdenes de captura en su contra, pues el publicar las cochinadas del país vecino, es peor que los crímenes de guerra o genocidios.
En las recientes semanas, el mundo se ha disparado para castigar con toda la fuerza de la ley a “ese violador”, que desnudó las perversidades y complicidades de los políticos internacionales, cuyos actos dejaron a Bond… James Bond, como un pobre borreguito que habita en la serranía.
Y los escenarios aparecen y rescatan la memoria de los libros, esos que documentaron y no se cansaron de hablar en la guerra fría, los espías rusos, los norteamericanos, el conflicto en Bahía de Cochinos y la desastrosa carrera de espionaje del ex presidente Richard Nixon, con su Watergate y las declaraciones del garganta profunda.
Hoy pareciera que las naciones se mueven a un conflicto cercano, las amenazas entre Corea del Sur y Norte, la incursión de Estados Unidos en las aguas del río amarillo; las filtraciones sobre el presidente ruso Vladimir Putin, --a quien le designaron un mundial de futbol para calmar las aguas--, y las pruebas nucleares de Irán y los conflictos que surgirán.
Si bien mediáticamente pareciera que Wikileaks logró algo imposible, unir a los países en contra de quien les sacó los trapitos al sol. Todos le cierran la llave, bloquean las páginas, retiran dominios, buscan intensamente al peor delincuente del mundo, Julian Assange.
Pero la política interna de esos países, no se quedarán con las “apenadas” respuestas de Estados Unidos, el mundo se dividirá y la brecha entre norte y sur, volverá a marcarse entre capitalistas y comunistas, las enseñanzas de Fidel Castro volverán a la carga, Hugo Chávez, buscará ser el estandarte de la guerra libertaria contra los “imperialistas”, Irán, seguirá con sus armas nucleares, nadie defenderá el derecho a informarse o la transparencia y la guerra se gestará en Asia.
El mundo sufrirá, porque las armas dejaron de ser balas y se han convertido en futuristas “rayos X”, no habrá Superman o Liga de la Justicia. Los villanos están en ambos lados y los que soñamos con un mundo en paz, con igualdad, seremos los primeros sacrificados, porque nadie podrá criticar a uno u otro bando.
Wikileaks, desató al monstruo y los bunkers empezarán a ser vendidos en cualquier centro comercial.

argel_rios@hotmail.com
twitter.com/@argelrios

No hay comentarios:

Daily Calendar